Proyecto que hace mejorar la agenda de probidad

Los cuestionamientos sobre el financiamiento político para las campañas electorales en nuestro país, ha desencadenado un malestar y la desconfianza de la ciudadanía hacia los políticos. Por ende, es una realidad que se deben mejorar las leyes en cuanto a la rendición de cuentas que deben hacer, y con esto, transparentar los actos que realizan cada uno de estos.

Asimismo, este próximo miércoles 9 de septiembre, se votará en la Comisión de Constitución de la Cámara de Diputados, la iniciativa de proyecto de ley que busca sancionar duramente a los políticos que incurran en actos ilícitos, como la creación de boletas ideológicamente falsas, pasar los limites de gasto electoral, entre otras cosas.

Las sanciones serán el desafuero, para todo aquel que incumpla con las reglas interpuestas por las leyes sobre financiamiento electoral. La institución que velara por el cumplimiento correcto de todos estos puntos es el Servel que actuara como fiscalizador, y posteriormente el encargado de dictar sentencia sobre las acciones cometidas es el Tribunal Calificador de Elecciones. El proyecto manifiesta que, habrá cesación en el cargo para toda autoridad que haya financiado su campaña electoral a través de aportes obtenidos de manera ilegal o fraudulenta. Además, quedara inhabilitado para ejercer cualquier cargo público por tres años.

Los congresistas que tuvieron esta iniciativa de ley, fueron los senadores, Lily Pérez (Amplitud), Felipe Harboe (PPD), Carlos Montes (PS), Rabindranath Quinteros (PS) y Isabel Allende (PS), y dicho proyecto fue creado en enero.